viernes, diciembre 11, 2009

Maravillas del Mundo, 4



"Un éxito del futuro"

Cualquier artilugio capacitado para escribir nunca es inocente, así lo dejó dicho Muñoz Benavides. Un lápiz, una estilográfica, una simple tiza, ya contienen el germen del desorden y la revuelta. Ni que decir tiene que si además el artilugio en cuestión toma forma de bolígrafo y alberga en su interior una navaja, la inocencia, por mucho que se empeñe el publicista, es a todas luces inviable, un eslogan, un truco de márquetin.

Pero fuera de estas consideraciones, el éxito de este bolígrafo-navaja como objeto de regalo en las Navidades de 2035 fue clamoroso, aunque culpable posteriormente de haber aumentado el índice de criminalidad de nuestra amada patria en un 300% (datos de la Policía de Gestión Ciudadana). Un simple ejemplo resulta esclarecedor. Si en Nova Toledo, la ciudad más populosa del Sector 4 Manchego, se produjeron 26 apuñalamientos en 2034, un año más tarde, esto es, el de la aparición en la venta por catálogo del celebrado bolígrafo-navaja, el número de asesinatos se elevó a casi 8.000, siendo especialmente llamativo que las muertes por heridas inciso-punzantes se produjeran mayormente entre estudiantes y empleados de banca.

Al éxito de ventas ayudó por supuesto el audaz diseño del artefacto y como no, el asequible precio, 775 neokópecs, que muchos padres consideraron al alcance de sus bolsillos, haciendo frente a los onerosos precios de las bicicletas. Los adolescentes así agasajados se mostraron contentos con sus progenitores, atenuando su natural rebeldía durante unos meses y suavizando el nivel de sus comportamientos tiránicos para con sus mayores. Mantenerlos felices pagando el costo de los delitos, mereció sin duda la pena. Buen año aquél de 2035.

© Sap.
es.humanidades.literatura

1 comentario:

ALEJANDRO CASTROGUER dijo...

Amigo Sap. magnífica entrada. cada vez me gusta más tu estilo.

Sensacional.